lunes, 12 de julio de 2010

Un finde mágico y redondo 2ª parte

El domingo empezó temprano para poder ir pronto a ver el partido... caminamos durante un buen rato hasta encontrar un taxi,

porque los franceses celebraban su gran día, algunos taxistas se iban a ver el partido, la zona de la Taberna del alabardero a reventar.


Pero llegamos por fin a verlo, y nos sentamos en primera fila... de la barra.


Unos compañeros de Carlos, italianos, nos acompañaron con una gran hamburguesa de 5 libras (2,5 kgr.) Vibraron con nosotros.



Sufrimos, ...



... nos reímos, cantamos, bebimos hasta que por fin Iniesta nos dio la alegría...


... y lo celebramos.




Gracias chicos por este día tan especial.

¡Viva España! ¡Yo soy español, español, español!

1 comentario:

Fatelux dijo...

Ha sido impresionante, algo que a lo mejor tardaremos mucho en ver o que jamás se repita, por lo que hay que disfrutarlo a tope. Ayer mismo 2.500.000 de personas en Madrid para ver el desfile de la selección y la posterior fiesta en la explanada de Principe pío, acojonante.

Por cierto, las camisas son muy chulas y durante los próximos 4 años las podéis llevar con mucho orgullo.

Un abrazote